Día cinco. Pesadilla.

pesadilla

Una llamada nocturna
abre el apetito voraz
de los horrores ocultos
bajo tu cama, en la oscuridad.

Las creaturas que reptan
y los chirriantes sonidos
quebrándote la cordura,
tiemblas, te consumes, te pierdes.

Desconoces lo que te rodea
mientras ellos se te acercan
entre las tinieblas
y ahora anhelas la soledad.

En este ambiente tan obsceno
adornado de impíos mensajes
te provoca querer gritar
y querer huir de este infierno.

Blasfemias lamen tus oídos
con una baba de impureza,
y los siniestros tentáculos
estrujan, comprimen tu mente.

¿Qué haces ahí llorando
abatido sobre el suelo?
¿Te has caído tan fuerte
desde el lecho de tu cama?

Limpia y seca tus mejillas,
tranquiliza tu corazón
porque muy pronto tendrás
que regresar a dormir.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s